domingo, 29 de noviembre de 2009

Las terapias psicológicas y terapéuticas, unidas para afrontar el tabaquismo

El seminario, que se imparte en Enfermería, es con 75 alumnos inscritos, el que más éxito ha tenido en la actual edición

Las medidas farmacológicas y los tratamientos psicológicos centraron el curso que sobre Atención integral en el tabaquismo se desarrolla en la Escuela de Enfermería. Se trata de concienciar a los participantes del perjuicio que entraña para la salud el consumo habitual del tabaco y aportar medidas terapéuticas. La conjugación de ambos tratamientos aportan las mayores tasas de éxito. Este ha sido, din duda el curso que más aceptación ha tenido, con un total de 75 participantes.

La coordinadora del mismo, María Ángeles Martelo Baro, habló en su intervención de los recursos existentes, como la terapia sustitutiva nicotínica y otros fármacos como el bupropion o la vaneciclina. La directora de la Escuela de Enfermería hizo un repaso sobre la utilización de estos fármacos así como de sus pautas e indicaciones.

Tal y como resaltó, "está demostrado que son efectivos para la disminución del consumo de tabaco". Con todo, hizo hincapié en la necesidad de conjugar estos medicamentos con una terapia psicológica adecuada. De hecho, incidió en que los tratamientos farmacológicos se deben aplicar en aquellas personas que están concienciadas de que quieren dejar de fumar.

Sin embargo, no vale sólo con estar concienciado, pues la tasa de recaída, una vez que se deja el tratamiento es alta", tal y como coincidieron en afirmar Martelo Baro y Pilar Bas Sarmiento, encargada de exponer sus planteamientos sobre los Tratamientos psicológicos para dejar de fumar.

Hay un gran porcentaje de personas que recaen en el hábito al año de iniciar la terapia. La investigación actual trabaja en técnicas "para evitar esa recaída", dijo la psicóloga, que apuntó que es necesario "un buen mantenimiento o una prevención de esa recaída".

Repasó los últimos avances existentes, entre ellos la terapia motivaciocional que, según apuntó, se combina con las etapas del proceso de cambios para dejar de fumar, lo cual "está teniendo bastante éxito". En este caso, se concentran las estrategias concretas, en función de la etapa por la que está pasando el fumador, para conseguir el abandono. Mencionó las diferentes etapas, que van desde la no concienciación del problema, el conocimiento de dicho problema, pero sin intención de actuar, hasta el desarrollo de una estrategia.

Muy importantes son las estrategias concretas para el abandono. Bas Sarmiento habló de la técnica que hace que el fumador asocie el consumo de tabaco a una experiencia desagradable; los tratamientos multicomponentes, utilizados en atención primaria o el control de estímulo.

Su intervención concluyó aportando información sobre la fase en la que se encuentra la investigación actual, los últimos avances, los problemas en pacientes depresivos, con esquizofrenia o alcohólicos. Mencionó, de hecho, que los adolescentes que empiezan a fumar tienen más probabilidades de desarrollar un trastorno psicopatológico, según confirman las investigaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada