jueves, 15 de octubre de 2009

La mezcla de cocaína y un fármaco veterinario causa varias muertes en EEUU

Se trata del Lavamisol
Casi un tercio del total de la cocaína que se confisca en Estados Unidos está mezclada con una peligrosa medicina veterinaria -un fármaco contra los parásitos del ganado, que podría aumentar el efecto de la cocaína, pero al que se han atribuído al menos tres muertes y otros casos de enfermedad seria, según El Nuevo Herald


El medicamento, llamado Levamisol, ha matado al menos tres personas en EEUU y Canadá y ha enfermado a más de 100. Se puede usar en los seres humanos para tratar el cáncer de colon, pero debilita al extremo el sistema inmunológico y deja vulnerables a los pacientes a infecciones mortales.

Estudios científicos sugieren que el Levamisol podría dar a la cocaína un efecto más intenso, posiblemente al incrementar los niveles de dopamina, los neurotransmisores del placer en el cerebro.

The Associated Press revisó documentos de la Dirección Antinarcóticos (DEA) que sugieren que el 30 por ciento de las confiscaciones de cocaína en EEUU están contaminadas con ese fármaco. Y funcionarios de salud declararon que la mayoría de los médicos no tienen idea alguna de sus peligros. "Creo que sería justo decir que la vasta mayoría de los médicos en EEUU no tienen la menor idea de que esto está pasando', dijo Eric Lavonas, subdirector del Centro de Venenos y Drogas Rocky Mountain en Denver, donde se cree que la mitad de la cocaína tiene Levamisol. "Uno no puede diagnosticar una enfermedad sobre la que nunca ha oído hablar'.

Las autoridades consideran que los fabricantes de cocaína están agregándole Levamisol en Colombia, antes de que la cocaína sea llevada de contrabando a EEUU y Canadá para ser vendida, ya sea como polvo blanco o como piedra (crack).

Las presiones económicas pudieran jugar un papel en el problema. La disminución de la oferta en EEUU ha aumentado el precio de la cocaína y rebajado su pureza a nivel de la calle. Es posible que los traficantes de cocaína consideren que el Levamisol le añade potencia adicional a un producto debilitado.

El Levamisol comenzó a aparecer con frecuencia en la cocaína desde Colombia en enero del 2008. Hacia finales del año pasado, la DEA concluyó que la cocaína mezclada estaba circulando a todos los niveles. Al mismo tiempo, hospitales del país comenzaron a notar el aumento de personas consumidoras de cocaína que padecían de agranulocitosis, una enfermedad que elimina las células blancas de la sangre necesarias para combatir las infecciones.

En el estado de Washington, una mujer de 40 y tantos años que dio positiva en una prueba de cocaína se presentó en el hospital porque sufría de urticaria y otros problemas. Ella acabó por morir, y el doctor que investigó el caso sospechó que ella había usado cocaína mezclada con levamisol.

Los médicos sospechan que el levamisol está relacionado con por lo menos otros tres casos de enfermedad en el estado. "Es difícil saber dónde está dicha contaminación, en qué lugar del país, porque no existen pruebas sistemáticas para identificarla', dijo el doctor Joel McCullough, funcionario de salud de la zona de Spokane.

"Yo no creo que muchas personas estén alertadas de que eso está pasando, así que, si hay otros síntomas, no sé si muchos médicos lo tendrían en cuenta'. Otros sospecharon que hubo muertes por uso de levamisol en Nuevo México y en Alberta, Canadá. Otras personas se han enfermado gravemente, entre ellos una docena de pacientes en Denver y 10 más en Seattle.

Al menos un paciente en cada ciudad necesitó de cuidados intensivos o de una operación urgente. En un estudio publicado en la revista Annals of Internal Medicine, investigadores sugirieron que el fármaco podría aumentar el nivel de dopamina en el cerebro, como lo ha hecho en experimentos anteriores con animales.

El levamisol "eleva los niveles de péptidos opioides en varias zonas del cerebro, lo mismo que la codeína y la morfina', afirmó Don LeGatt, toxicólogo clínico de la Universidad de Alberta que ha estudiado el Levamisol en la cocaína. "Una vez que estos se elevan, las personas tienden a sentirse bastante cómodos y nada mal'.

La cocaína contaminada ha recibido poca atención en EEUU< aunque las autoridades federales están tratando de mantenerse al tanto de su uso, dijo Paul Knierim, portavoz de la DEA en Washington. "Creo que el mensaje es el mismo: No use cocaína, es una droga peligrosa', dijo Knierim.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada