miércoles, 14 de octubre de 2009

El alcohol, un grave problema de salud


La revista The Lancet, en su número del 27 de Junio de 2009, dedica un editorial, tres extensas revisiones, bajo el título genérico “Alcohol y Salud Global”, y un artículo dedicado al gran impacto del alcohol en Rusia, al grave problema que esta adicción plantea para la salud pública en todo el mundo.

El alcohol es una sustancia tóxica para varios órganos y está implicada en la génesis y desarrollo de muchas enfermedades.

En la primera revisión de esta serie, los autores recuerdan que, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el alcohol sería responsable del 6,3% de las muertes en los hombres y del 1,1% de muertes en las mujeres, en todo el mundo. La influencia de alcohol en la mortalidad es mayor en las personas jóvenes y en aquellas áreas donde el consumo es elevado. En Europa, donde el consumo per-cápita es de 2 litros de alcohol por persona y año (aproximadamente el doble del consumo global), más de 1 de cada 10 muertes de hombres es atribuida al alcohol.

En la segunda revisión de esta serie se analiza la eficacia clínica y la eficiencia de todas las intervenciones en salud pública destinadas a reducir el consumo de alcohol: impuestos sobre el alcohol, legislación contra los conductores con nivel elevado de alcohol en sangre, control de los anuncios de productos alcohólicos, disponibilidad limitada del alcohol (combinado con acciones sobre la producción y la venta ilegal). En términos generales, estas intervenciones suelen ser beneficiosas. Los autores de esta revisión estimulan a los médicos a aconsejar con claridad a sus pacientes acerca de los riesgos del alcohol a corto y a largo plazo.

En la tercera revisión, los autores lamentan que la OMS no haya puesto, sobre los riesgos del consumo del alcohol, el mismo acento que ha aplicado con las drogas y el tabaco.

En el artículo sobre el consumo de alcohol en Rusia, los datos muestran la gravedad del problema: En algunas ciudades industriales, los trabajadores adultos beben una botella de vodka al día. Entre los años 1990 y 2001, más de la mitad de las muertes de hombres en Rusia con edades comprendidas entre 15 y 54 años podrían ser atribuidas al consumo de alcohol.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada