jueves, 10 de junio de 2010

El Gobierno da el visto bueno a la proposición de ley de la reforma del tabaco

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, manifestó el viernes el apoyo del Gobierno a la proposición de ley de la reforma del tabaco, que la ministra Trinidad Jiménez presentó al Consejo de Ministros, junto con un informe sobre la incidencia de la Ley del Tabaco -con especial referencia al ámbito laboral-, después de que el PSOE, IU y ERC hayan registrado en el Congreso de los Diputados la proposición de ley para reformar la normativa vigente

La ley de 2006 ha cumplido parte de sus objetivos, pero en el ámbito laboral los beneficios no han llegado a todos los colectivos, ya que los trabajadores de la hostelería no han disfrutado de los efectos positivos para su salud de la prohibición de fumar en los lugares de trabajo. Según los informes de Sanidad, la exposición al humo del tabaco durante la mayor parte de la jornada laboral es especialmente significativa entre los trabajadores de la hostelería (40,2 por ciento), que doblan en porcentaje a los trabajadores de la construcción (20,5) y cuadruplican a los trabajadores de los demás sectores. El mayor consumo diario se produce entre los trabajadores de la construcción (43,5), seguido por los de la hostelería (38,7) y el comercio (36,5).

La ministra también informó sobre la percepción que tenían los ciudadanos en 2006 y en 2009. El año pasado el 57,9 por ciento no estaba de acuerdo con la afirmación de que la mayoría de los fumadores respeta la ley, mientras que en 2006 un 46 por ciento sí compartía esa afirmación. En 2009 eran menos los ciudadanos (46,5) que consideraban que ahora se fuma menos que cuando entró en vigor, invirtiéndose la opinión de 2006, cuando el 54,1 de la población pensaba que se fumaba menos.

La exposición al humo del tabaco en la jornada laboral de un empleado de la hostelería duplica a la de la construcción y cuadruplica a las de los demás sectores

En cuanto a la opinión de los ciudadanos sobre la afirmación de que los no fumadores sufren ahora menos molestias que antes de existir la ley, el porcentaje ha descendido -en 2009 pensaba así el 52,2, frente al 58,5 de 2006-, y ha aumentado la proporción que decía estar de acuerdo con endurecer la ley (un 47,3 frente a un 34).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada